Un litro vale casi $2000 más que hace un año y los expertos lo atribuyen a la inflación y a los altos costos de producción. El consumo ha bajado

Mirá También

El aumento del precio de la leche en Colombia, y el de los alimentos, se ha convertido en una preocupación constante para los hogares y los productores colombianos. Los primeros han tenido que reducir su consumo, mientras que los segundos enfrentan constantes aumentos en los costos. ¿A qué se debe esto?

A la par con la creciente preocupación por el aumento del precio de la leche en Colombia, aparecen indicios de dificultades de abastecimiento de otros productos lácteos, como es el caso de la mantequilla. En su cuenta de Twitter, la periodista María Jimena Duzán mostró su sorpresa ante la escasez de este producto en los supermercados.

Si bien no se conocen las causas de este fenómeno, al parecer la escasez de mantequilla en Colombia es solo uno de los efectos que está experimentando la industria láctea en Colombia.

De acuerdo con los datos del Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), la variación anual del IPC de la leche, de febrero de 2022 a febrero de 2023, fue de 34,55%, una de las más altas desde 2016.

Y es que el aumento en el precio de la leche sorprende a los consumidores, quienes han percibido cómo mes a mes sus ingresos no les permiten mantener el mismo gasto en alimentación como antes de la pandemia. El 2022 cerró para Colombia con una de las inflaciones más altas de los últimos 23 años de 13,12% frente al cierre de 2021 cuando fue de 5,6%.

En relación con la leche, el precio promedio de un litro es casi $2.000 más que el de hace un año, cuando en 2022 se encontraba en el mercado en $3.800 frente a los $5.900 de ahora.

¿Por qué ha aumentado el precio de la leche en Colombia?

Expertos han señalado diversos orígenes para explicar el aumento en el precio de la leche y de sus derivados.

Por un lado, la producción nacional de leche no puede desligarse de las cadenas de producción mundial en la cuales gran parte de los costos de producción dependen de los precios de los concentrados o del alimento balanceado, en su mayoría importados, explica Felipe Pinilla, presidente de la Asociación Nacional de Productores de Leche (Analac).

De acuerdo con Pinilla, los costos de la producción “han continuado en aumento en 2022, creciendo entre 17% y 39%”. Esta fuerte dependencia de la economía internacional ha impactado en el aumento del costo de producción de leche y sus productos derivados, debido a factores como la inestabilidad de las tasas de cambio y en concreto los altos precios que han alcanzado las cotizaciones del dólar estadounidense, cuyas volatilidades tienen efectos en el precio final de la leche.

Por su parte, la producción de pastos, así como el de la agricultura en general, ha tenido que enfrentar el aumento de las lluvias y los altos precios de los fertilizantes, continúa el presidente de Analac quien resaltó que el campo colombiano vivió el fenómeno de La Niña por casi tres años, una variación climática que limitó la capacidad productiva del sector.

A estos factores se suma la decisión adoptada por el gobierno nacional de aumentar el 26% sobre la base de liquidación del precio de leche cruda que se paga al productor, medida que entró en vigencia desde el 1 de marzo de 2023.

Se trata de un incremento por la calidad del producto, fijada a partir de cada uno de los elementos que componen la leche, como la grasa, proteína y sólidos que pueda contener. La calidad, medida a través de cada uno de estos componentes, hace que la leche de cada productor pueda tener un valor diferente.

De acuerdo con el Ministerio de Agricultura, el incremento autorizado por dicha cartera pretende proteger el ingreso de los productores lecheros frente a las variaciones que se puedan presentan en el precio que fije el mercado y no busca que incida en el precio final que pagará el consumidor.

Además de lo anterior, el volumen de leche importada también entra a jugar en el aumento del precio de la leche local, explica Oscar Cubillos Pedraza, jefe de la oficina de Estudios Económicos y de Planeación de Fedegán: “el alza de precios dependerá de que la producción se mantenga a la baja o estable en el punto actual y de que el nivel de importaciones no se incremente para sustituir la leche de origen local”.

Hay menos consumo de leche en los hogares colombianos

El encarecimiento de los alimentos en el país ha llevado a la población a la sustitución de productos por otros más asequibles o a reducir su consumo.

En noviembre de 2022, el informe Raddar muestra una reducción cercana al 10% en el gasto anual real de los hogares colombianos en leche y otros productos lácteos.

Si bien la Asociación Colombiana de Procesadores de Leche (Asoleche) se muestra preocupada ante la decisión del gobierno nacional de aumentar la base de liquidación del precio de la leche cruda, lo cierto es que para los productores de leche la medida podría significar alivios en los costos de producción.

Para Cubillos Pedraza “la rentabilidad se vio muy afectada por cuenta de los altísimos costos, lo que incentivó a diferentes unidades productivas para que se trasladaran de la producción de leche a la de novillos, los cuales han remunerado mejor y han registrado márgenes más atractivos desde 2020”, hecho que también explica la reducción en la oferta de leche en el último año y medio.

Te puede interesar

Notas
Relacionadas

Más Leídos

1.

2.

3.

4.

5.

Destacados

Sumate a

Mundo

Seguinos

Suscribite a nuestro newsletter